Fotografía en sociedad - Ferminchovazquez


No, no hablo de fotografía social. Aquella que se practica centrando el punto de interés en elementos que reflejen de algún modo la sociedad, su contexto y circunstancias. Hablo de fotografía en sociedad. La que se hace entre amigos. Bien acompañado. 


Esa fotografía donde compartir el momento trasciende sobre lo que queremos capturar con nuestra cámara,  y que está por encima del fotón que nos queremos llevar a casa.


Esa fotografía que sueles hacer entre risas, intentando torpemente cambiar de objetivo, cuidando que no se te caiga al suelo, mientras el viento azuza el sensor de tu cámara y lo llena polvo, polvo llamado a ser clonado en el cuarto oscuro. Y todo porque el cabrón de tu compañero no para de hacerte chanzas  riéndose de ti, del endeble trípode que utilizas, o de la locura de foto que piensas tomar y de que vaya envidia de cámara. 


Esa fotografía donde, en definitiva, se trata de vivir el momento, de hablar de cámaras y objetivos que soñamos comprar, de aspirar a tomar fotos que superen todas las que hayamos sacado con anterioridad. Esa fotografía donde visitamos localizaciones increíbles, donde nos descubrimos a nosotros mismos y a los demás. Esa fotografía que, en compañía, nos lleva  en una hora mágica  a un lugar hasta entonces desconocido.


Pues eso, fotografía en sociedad. Esta entrada está dedicada a mis compas de KDDs fotográficas de Granada. 


Por cierto,  la foto de arriba se tomó con el móvil (un experia Z5 compact) y todo en automático...un sacrilegio fotográfico resultón.